Letras, sonidos y otras hierbas

Entradas etiquetadas como “Enrique Peña Nieto

Enrique Peña a tirar un penal….

Las campaña presidencial en México ha llegado al minuto 25 del segundo tiempo. El equipo que patea hacia la portería izquierda presiona y comienza a tener más tiempo el balón. El jugador número 132 ha coládose por el centro driblando rivales, se le fue al medio de contención, y una deficiente cobertura de Pedro Joaquín Coldwell hicieron que el jugador número 132 anotará un golazo, que pone este partido más reñido de lo que parecía.

En estos momentos el equipo príista tiene a su favor un penalti. A tirar, Enrique Peña Nieto (que también debería apeidarse Robben por cuestiones semánticas, fonéticas y futbolísticas) hoy en tercer grado. Las preguntas sobre la Ibero, que le pondrán hoy en el programa televisivo serán como tirar un penalti, un tipo solo frente al portero sin nada que le estorbe. La injusticia de los once pasos. Si no duda, y lo coloca pegadito al poste, no debería haber ningún problema.

Ojalá y lo falle. Sabemos bien que Enrique Peña Nieto Robben no es un jugador muy técnico. Que ha fallado penaltis antes y que ha venido coleccionando yerros desde los partidos de preparación.

Hoy es una gran oportunidad para el equipo príista que tiene el partido, en estos momentos, a modo.  Solo falta que su estrella, convierta lo que parece ser un simple trámite… una entrevista en tercer grado.

Ojalá y no nos quedemos como simples aficionados de futbol, que solo se conforman con escupir insultos desde la grada.

Ojalá y esto fuera tan sencillo y tan simple como un partido futbol.

Ojalá y falle.

LM

Anuncios

Sí cuesta votos, cómo chingados que no….

Debo comenzar por confesar que anoche fui un poco más mandilón que de costumbre. Había sacado mi bicicleta, puestome guantes, casco y demás parafernalia y vociferado una frase conjugada en imperativo con un pequeñito signo de interrogación (casi imperceptible) “Al rato vengo, saliendo de la reunión voy a darle al paseo de la ciclopista”. Como respuesta obtuve una frase con un signo de interrogación y cierto tono imperativo “Mejor vente pronto a casa…. no?”. Así fue como con casco, guantes y ya con la bicicleta en su lugar, estaba yo a las ocho y media de la noche surfeando por los canales de televisión en la rica, fría y muy comoda noche de anoche.

Fue así como tuve la suerte, buena o mala no lo sé, de toparme con Tercer Grado, el programa de análisis político de Televisa. O mejor dicho, la apasionada defensa que hacen al aspirante a la presidencia de México Enrique Peña Nieto. No puedo evitar venir transformar la tristeza y el asco que sentí a palabras, por la desfachatez con que se pretende justificar la reciente cagada de Peña Nieto en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Los panelistas (Joaquín López Dóriga, Denise Marker, Carlos Marín, Adela Micha, Leopoldo Gómez y Ciro Gómez Leyva) escupieron un galimatías de justificaciones para terminar con conclusiones que caen en lo ridículo. “No le costará votos”, “no es necesario que un presidente lea”, “Fulano también se equivoca”, “Sutano también se equivoca”, “el círculo rojo de twitter”, “de los que critican a Peña Nieto nadie lee”. Todos coincidían en calificar con el eufemismo “desliz” y  cínicamente defienderon a un tipo que aspira a ser nuestro presidente, y que fue incapaz de mencionar tres títulos de libros que hayan marcado su vida (tres, chingada madre, tres. No se le pide ser un erudito en Literatura, tan solo tres putos títulos de libros). Y que me perdonen, pero yo sí creo que un cabrón que aspire a ser presidente de un país (en especial el país en el que vivo) debe ser un tipo más culto, capaz , trabajador y hasta inteligente que yo. Pues si va a ser uno menos culto, capaz, trabajador e inteligente que yo, pues mejor lo hago (y cobro) yo mismo.

Donde todo eso cruzó la línea que lo llevo más allá de lo ridículo (desconozco palabra para describir esto) fue cuando se convirtió en crítica a Andrés Manuel López Obrador (‘perense chingado, esto todavía no es lo que está más allá de lo ridículo). Pues el señor Carlos Marín dijo que a él le parece jocoso, que Andrés Manuel lea la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicano. Además, ironizo diciendo que no podía imaginarse como alguien podía disfrutar de estructuras de versos, ritmo narrativo y otras tantas mamadas leyendo la Constitución. Resulta ser Sr, Marín, que la Constitución es la norma que rige las normas que un presidente del poder ejecutivo de la República debe ejecutar. Un presidente, o aspirante a presidente, está OBLIGADO a conocer la Constitución. Si le divierte o no hacerlo es muy su pinche bronca, pues si le incomoda para qué chingados se anda metiendo en política. Es así, nunca he escuchado, ni respondería a ninguna lógica, que alguien diga: “pinche doctor mamón, anda leyendo sobre anatomía”.

Además de ridículos, deshonestos y cínicos, estos tipos que se ponen sus corbatitas y salen a dizque analizar la política en Tercer Grado (ni de primaria) están muy equivocados. Esto, sí le cuesta votos al Sr. Peña Nieto. Al menos el mío, nunca lo tendrá. Por eso, el día que den Tercer Grado, y el días de las elecciones, mejor me pondré a leer aunque les parezca, que sirve pa’ ni madres.

LM