Letras, sonidos y otras hierbas

Urbanismo, civismo y otras hierbas

Cada vez es más común ver gente montada en sus bicicletas en la que tal vez sea la ciudad menos apropiada para los ciclistas: Tijuana. No solo es la accidentada orografía, sino la accidentada cultura civica que tienen los tijuanenses (exceptuándonos unos pocos), las que hacen de Tijuana la ciudad menos apropiada para nosotros, los ciclistas. Conjugo en primera persona pues también me he montado a la moda de la bicicleta. Y suelo asistir al paseo nocturno del Buena Vista Bike Club (no se llama así oficialmente, pero así me gusta llamarlo y como aquí es mi blog, le llamo como se pega mi puta gana).

La de anoche fue una noche fresca, casi fría, ideal para la moda. Es interesante anotar como las palabras cargan un significado que no siempre es el que tuvieron originalmente. Al decir que la de anoche fue una noche ideal para la moda, podría pensarse que la de anoche fue una noche ideal para vestirse con suntuosas prendas y parafernalia en dichas prendas, pues a eso también se le llama moda. Pero nos referimos aquí a la moda de la bicicleta. Las palabras, también suelen acompañarse de un juicio moral, casi tan ridículo como el juicio moral que pretende realizar los aficionados al futbol cuando se habla sobre los futbolistas profesionales. La palabra moda, es hoy mal vista. Basta con que acompañe al hobbie de algún hipster, para que más de uno, se sienta agredido al escuchar que su hobbie está de moda. Estaba pues,  con la frescura de la noche antes de comenzar el debraye, y decía que fue ideal (la noche de anoche) para treparse en una bicicleta, hacerla acariciar el asfalto y disfrutar del horroroso paisaje urbano que ofrece la noche (al menos la de anoche) tijuanense.

El Buena Vista Bike Club, sale los martes a las veinte horas y ayer se cumplió con esa hermosa rutina. El grupo de ciclistas veíase más numeroso que los anteriores martes. Y la apacible normalidad de esos martes prometía exactamente lo mismo que regala cada martes, solo que esta vez no cumpliría. Anoche, la normalidad fue interrumpida por un  ligero accidente. La imprudencia de quién manejaba un automóvil más la imprudencia de quién manejaba una bicicleta chocaron con tremenda ligereza que rápidamente fue opacada por la ligereza con la que verbos, pronombres y sustantivos tan hermosos como “chinga”, “tú” y “madre” fluyeron en forma de insultos, generando un conflicto que bien pudo resolverse con palabras adornadas de signos de interrogación como: ¿Se encuentra usted bien? Lo que siguió fue tan innecesario como mis debrayes, y sirvió para absolutamente nada. Tan solo rompió con la tranquilidad que se tiene con la normalidad y el resto del recorrido ciclista ya no fue tan fluido, normal ni divertido, como suele serlo cada martes.

Cultura ciclista, respeto de reglas y disciplina, fueron los principales temas que se tocaron en la charla/regaño que tuvimos después del ligero accidente, pero hizo falta reflexionar de algo demasiado importante, que hace falta independientemente de si te subes a una bicicleta, a un carro, a un taxi o vas a pie: civismo. Esto no tiene nada que ver con bicicletas, con ecología o con cualquier otra idea romántica de esas que están de moda. Necesitamos entender y aceptar que debemos trabajar en la cultura civica, que también pasa por la resolución de conflictos de manera conveniente y practica. Transformar un ligero accidente en un conflicto y hasta en una disputa legal es absurdo y termina afectando a muchos más de los implicados. Ciclistas, automovilistas y peatones, entendamos que compartimos un espacio y objetos públicos, y debemos buscar siempre la mejor forma de compartir ese espacio público y vivir en colectividad, desafortunadamente, no nos queda de otra. Los accidentes y los despistes son inevitables y sucederán siempre.

Si no hay capacidad para resolver el problema que viene después del accidente, tengo una idea: quédate en casa, ya hay demasiada gente cagándola, ¿no crees?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s